Blogia
Lucía Collado

Trastorno de la personalidad paranoide

Trastorno de la personalidad paranoide
Columna
El psiquiatra recomienda
Por Guerrero Heredia / El Caribe
Martes 3 de junio del 2008 actualizado el lunes 2 de junio del 2008 a las 11:34 PM
 
  
  

 

 

 
 
  
   
   
   
 
 
Trastornos personalidad II

En el grupo A, según el DSM IV, se agrupan las personalidades “raras” y “excéntricas”.   Se relacionan con la “esquizofrenia” y muchos autores lo consideran como un pródromo (pseudo inicio) “light” de esta enfermedad.

En grupo A están:   Personalidad paranoide, personalidad esquizoidea y personalidad esquizotípica.

Trastorno de la personalidad paranoide:   Hay un extremo patrón de sospecha y desconfianza en el individuo. 
 
Todo lo que el mundo y las personas hacen tiene su “cocorícamo”, este paciente es “chivo(a)” con todo y por esa razón  tiene pocos o no tiene amigos, desconfía hasta de su pareja y sus hijos; ahora bien, no llega a la paranoia delirante de los pacientes psicóticos, es más bien, una desconfianza en general (¿dónde está el gancho?).

Esta persona se pasa la vida preocupada con la lealtad de los amigos y tiene una historia de que los amigos lo(a) “traicionan”.

Siempre lee entre líneas y es de los que viven resentidos con los demás porque no olvida los insultos por más banales que sean.

Percibe el ataque y la “serruchadera de palo” en su trabajo o cualquier actividad.   Al pasar de los años se va quedando solo(a) porque nadie realmente es bueno y todos le buscan por algún interés.  (“¿Qué quería  fulanito que está llamándote mucho por teléfono?, ese huevo quiere sal”).

Esta persona percibe un mundo hostil, vive con los guantes puestos, es un imán atrayendo las discusiones con los demás, prejuzga a todo el mundo basándose en pequeñas situaciones o como dice el pueblo, se hace de una opinión por cualquier “pendejada” que haga alguien.

Se habla de una incidencia en la población de 0.5 a 2%, es más común en hombres.  Hay estudios que hablan de influencia genética.
 
Se relaciona con el desarrollo de la esquizofrenia, y el tratamiento es principalmente, la psicoterapia de soporte ya que el paciente desconfía hasta del terapista mismo.

La medicación no es tan efectiva y, los antipsicóticos y ansiolíticos son de alguna utilidad en momentos de crisis.

Los pacientes casi nunca van por ellos mismos al tratamiento psiquiátrico.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres