Blogia
Lucía Collado

Trastorno de la personalidad Narcisista (II)

Trastorno de la personalidad Narcisista (II)
Columna
El psiquiatra recomienda
Por Guerrero Heredia / El Caribe
Martes 22 de julio del 2008 actualizado el lunes 21 de julio del 2008 a las 11:55 PM
 
  
  

 

 
 
   
   
   
   
 
 
Trastorno narcisista II

De la personalidad narcisista se ha escrito y hablado mucho, los psicoanalistas plantean un mundo psicológico complejo donde Kohut enfoca la debilidad interna que plantean estos pacientes y su constante necesidad de reafirmación a través  de lo demás.
 
Kohut también considera que los narcisistas son extremadamente frágiles en su mundo interior aunque se vean como arrogantes y prepotentes.  Esta fragilidad interna pone a estos pacientes en una vulnerabilidad y riesgo suicida, ya que tienen muy bajo su umbral de tolerancia a la frustración.

Jones, otro psicoanalista, describió en el año 1913 un síndrome al que  llamó “el complejo de Dios”, donde esta persona es extremadamente grandiosa, sobreestima sus habilidades y tiene fantasías de omnipotencia.

La grandiosidad del narcisista debe ser analizada por el médico para descartar otras patologías psiquiátricas como son el famoso trastorno bipolar y la grandiosidad producida por el efecto de sustancias psicoactivas (cocaína, éxtasis, alcohol, anfetaminas, etc.).

Otro diagnóstico a diferenciar con pacientes narcisistas es que debido a su baja tolerancia a la frustración son susceptibles a lo que se conoce como “herida narcisista”, donde el paciente confronta una realidad interna o una crítica externa que le hace cuestionar su aura de grandiosidad; desarrollando entonces un estado transitorio de depresión que confunde con los trastornos afectivos mayores, mejor conocidos como depresión mayor.

El tratamiento psicoterapéutico es extremadamente complicado y cuidadoso ya que su susceptibilidad es muy alta.  Además de que estos pacientes llegan muy poco a nuestras consultas porque obviamente los psiquiatras NO saben nada y:   “Yo sé más que los médicos”, “a ese psiquiatrica me lo meto Yo en un bolsillo”.

La psicoterapia interpersonal y la psicodinámica psicoanalítica son las más eficaces.  La medicación  NO es la solución de estos problemas y solo se usará en caso de aparecer comorbilidades como serían trastornos afectivos (depresión), ansiedad, falta de sueño.
 
Muchos narcisistas exacerban su sintomatología con el uso de cocaína.  En un medio como el nuestro, donde la productividad es lo más importante, el narcisismo, la coca, y el trabajo, son parte de nuestra cotidianidad.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres