Blogia
Lucía Collado

Cuando llega un hermanito(a)

(Fraternal Love- William Adolphe Bouguereau, 1851)

Cómo ayudar a los hermanos a desarrollar relaciones saludables

Una vez que nazca el bebé, ¡comenzará la diversión! He aquí algunas sugerencias para ayudar a los hermanos a tener una relación más saludable.

  • Trate de comprender los sentimientos y los pensamientos de su hijo. Los niños no piensan como adultos. Es posible que el decirles que los bebés requieren más atención no tenga ningún sentido para ellos. En vez, asegúrese de apartar tiempo para ellos también. Infórmeles que usted dispondrá de momentos especiales para dedicar a ellos, y luego cumpla su palabra.
  • Permita a sus hijos expresar verbalmente sus sentimientos y ayúdeles a asociar palabras a esos sentimientos. El poder expresar la desilusión, la ira y la envidia resulta útil para los niños a medida que aprenden a manejar sus sentimientos. Está bien que su hijo se enoje. Algunos niños pueden tratar de ocultar el hecho de que no están nada emocionados con la llegada del nuevo bebé. Pero usted no se moleste si expresan verbalmente sus sentimientos intensos. Ayúdeles a comprender sus sentimientos y asegúreles que todo está bien.
  • Prepare a su hijo mayor para cuando el bebé comience a explorar. Enseñe a su hijo a tener paciencia con su hermano menor. El que el nuevo bebé rompa o dé vuelta a sus pertinencias puede ser motivo de enojo. Dígale a su hijo mayor que ponga sus pertinencias en un lugar seguro.
  • Cuando lleguen a la edad escolar o mayores, permita que los hermanos traten de arreglar las cosas por sí mismos. Sin embargo, nunca debe permitir que se golpeen, que se digan nombres ofensivos o que actúen abusivamente. Ofrezca sugerencias para ayudarles a llegar a un arreglo equitativo. Manténgase alerta a la posibilidad de cualquier tipo de intimidación.
  • Asegúrese de vigilar bien a los niños de corta edad cuando estén cerca del bebé. Sus hijos no tienen control sobre sus impulsos y pueden golpear o pegar sin previo aviso. Evite situaciones en las que los niños pequeños pueden estar solos con el bebé. Si actúan de manera inapropiada, dígales: "No puedo dejar que le hagan daño al bebé. Eso no es correcto".
  • Recuerde que los niños que están cansados, tienen hambre o no se mantienen activos tienen una mayor probabilidad de empezar a pelear o a portarse mal.
  • Deje que su hijo mayor ayude a cuidar al bebé cuando usted esté presente. Asígnele una función especial.
  • No haga comparaciones entre sus hijos. El comparar las aptitudes o los logros puede afectar el autoestima de su hijo. Poner a un hijo en oposición a otro, por ejemplo, en competencias deportivas u otras áreas, aumenta la competitividad.
  • Haga que los niños mayores enseñen a su hermano menor a jugar un juego o a hacer algo.
  • Preste atención positiva a sus hijos. Algunos niños empiezan a pelear porque no saben de qué otra manera pueden recibir atención.
  • Cuando los niños discutan, escuche a cada uno. Cuando tenga dudas, ¡intervenga!
  • Actúe de una manera imparcial con sus hijos. Recuerde: actuar imparcialmente con los niños no es lo mismo que darles un trato igual. Debe tratar a sus hijos como individuos, y de acuerdo a su edad. Sus hijos mayores pueden tener diferentes aptitudes que los menores, y posiblemente se les permita hacer cosas más ‘divertidas’ que a sus hermanos menores. Los niños pequeños pueden necesitar descansar más y pueden tener que acostarse a una hora más temprana, y así sucesivamente. Asimismo, los niños mayores pueden tener más responsabilidades y tareas en el hogar.
  • Estimule a sus hijos a que discutan las cosas y lleguen a un acuerdo. Enséñeles palabras que pueden utilizar para expresarse, especialmente en el caso de los niños menores. "Estoy enojado". "Tengo heridos los sentimientos". "Estoy enojado porque no puedo hacer lo que está haciendo José".
  • Ofrézcase como ejemplo a sus hijos. Es probable que la forma en que usted y los demás miembros de su familia manejan los desacuerdos, el enojo y otros sentimientos será la misma forma en que también lo hacen sus hijos. (tomado del portal:   ChildCareAware).
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres