Blogia
Lucía Collado

Todo mi respeto para ella...

Todo mi respeto para ella...

Una buena madre no solo engendra, entrega todo su amor sin esperar recompensa;

Una buena madre no solo alimenta, educa, forma en valores y principios morales de bien;

Una buena madre no solo halaga a sus hijos(as), les reprende cuando es necesario por su bien.

 

Una buena madre jamás compara, acepta a cada hijo como es:   único e irrepetible;

Una buena madre jamás incita la competencia entre sus hijos, en cambio los enseña a amarse unos a otros como los mejores amigos que hayan de tener, y para ello se emplea en que aprendan a respetarse y tolerarse sus diferencias y modos particulares de ser para que puedan mantenerse unidos;

Una buena madre no se inclina por aquel hijo(a) que más satisface sus gustos o más le adula, ante todo sabe ser justa, imparcial.

 

Una buena madre no siembra para pasar factura, porque asume su misión como una bendición;

Una buena madre no piensa en ella primero, tiene a sus hijos(as) como su gran prioridad;

Una buena madre no condena, no se resiente, ni rechaza al hijo(a) que ella considera que se equivoca, sino que le da a cambio mayor comprensión./ Lucía Collado.-

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres